Follow Us on Facebook Follow Us on Twitter

Cómo hacer Hojas de Chocolate


hojas.jpg

A menudo la diferencia entre un postre exquisito y un postre inolvidable es la presentación que hacemos del mismo. En el mundo de la cocina, además de los sabores, ha evolucionado mucho la forma de hacer más atractivo un plato a nuestros comensales. La comida entra por la vista.

Si tenemos preparado un postre de cuchara tipo natillas o algun crema, vamos a acompañarlo de unas sencillísimas hojas de chocolate que serán la admiración de todos. Un toque de elegancia que engrandecerá mucho nuestra presentación. Para ello sólo necesitamos un poco de imaginación.

En primer lugar tenemos que hacernos de las hojas que nos servirán como molde para el chocolate. Os recomendamos unas hojas que tengan muy marcados los “nervios” que las recorren. Son muy buenas las hojas de hiedra o pequeños arbustos. No deben ser hojas grandes.

Las lavamos muy bien para eliminar todo resto de pesticidas o fumigantes, y las secamos con papel de cocina para eliminar los restos de agua. Mientras, habremos fundido nuestro chocolate siguiendo las instrucciones del fabricante.

Pincelamos las hojas con el chocolate por su cara inversa, es decir, por donde se notan los “nervios” y las dejamos secar. Cuando el chocolate se haya puesto duro, despegamos con mucho cuidado y recortamos los bordes más feos. Deja flotar un par de hojas en cada cuenco de tu postre.



03. marzo 2008 por Jotaeme
Categorias: Cocina, TusTrucos| Etiquetas: , | Deja un comentario

Deja un comentario

* Obligatorio *