Follow Us on Facebook Follow Us on Twitter

Como tratar y curar una herida con azúcar


Las heridas requieren atención inmediata y muchas veces no contamos con los productos adecuados, como un antiséptico, por ejemplo, para limpiar el corte. Un buen truco para la próxima vez que tengas una herida o alguien cercano a ti lo tenga es utilizar azúcar para acelerar la cicatrización.

Azúcar y también la miel son remedios antiguos para este tipo de problema, son naturales agentes antisépticos que previenen la infección debido a su efecto curativo que minimización la formación de cicatrices. Ambos alimentos impiden el crecimiento de las bacterias, reducen el hinchazón y ayudando a formar el tejido reparador del corte.

Lo primero que debes hacer es examinar la herida, dependiendo de la profundidad y gravedad, deberás acudir al medico para tratar debidamente el accidente. Lava y seca bien el área afectada con agua y jabón, antes de proceder la cura. Sumerja la punta de tu dedo en un bote de vaselina y circula suavemente alrededor de la herida. Termina en el punto que empezaste.

Aplica un poco de azúcar en la herida, cubra poco a poco con pequeñas pizcas de azúcar hasta que esté completamente cubierta y protegida.

Envuelva la herida con un pequeño trozo de gasa, corta un pedazo cuadrado y fija con esparadrapo. Cambia la cura a cada 24 horas, verás que en pocos días, la herida simplemente desaparecerá.



30. abril 2013 por donsabetodo
Categorias: Consejos, Salud| Etiquetas: , , , , , | Deja un comentario

Deja un comentario

* Obligatorio *